Madagascar 3 es una obra fantástica para toda la familia y por ahora la mejor película de toda la serie

Sigue a Peques y Más

Me atrevo a decir que Madagascar 3 es la mejor película de la serie y una de las mejores de Dreamworks para los niños. Todos los personajes, ya muy maduros y conocidos por todo el público, desarrollan sus personalidades hasta alcanzar un nivel de complicidad con los espectadores extraordinario. Porque Alex hace tiempo que ha dejado de ser ese león tímido y tembloroso para alcanzar su verdadero rol de Rey de la Selva. Marty la cebra, Melman la jirafa y Gloria la hipopótamo son geniales ayudando y comprometiéndose con Alex en todas sus aventuras.

Y el personaje de la película es la comisaria de policía francesa aficionada a la caza de animales con los instintos primarios más desarrollados. Qué personaje tan bonito, qué escenas tan fantásticas le han preparado, cuantas referencias a obras cinematográficas, cuanta pasión y autenticidad y siempre con la mirada puesta en cazar al león. Me ha encantado.

Y qué decir de los pingüinos que en menos que canta un gallo te han liado una impresionante. Aquí junto con los monos comparten escenas brillantes en Mónaco, en el casino, en las calles de la ciudad, con referencias al circuito de Fórmula 1 y con un vehículo fantástico. Y en el circo desarrollan su pasión con los cañones, los cohetes y toda suerte de dispositivos electrónicos colocados de forma muy precisa en la historia.

Lo que más me ha sorprendido de la película es que cada escena tiene vida propia y forma parte de un hilo muy fuerte y muy bien trazado. Me imagino a los guionistas haciendo sus escenas poniéndolas en común y partiéndose de la risa mientras las explican, comparten y seguro que además las enriquecen. Porque cada escena supera a la anterior, no hay descanso en la película y hasta el final es un continuo sube y baja. Las escenas son buenísimas, el casino en Montecarlo, la escapada por las calles de Montecarlo, los ensayos del circo, la representación circense, la buena y la mala, etc. Toda la obra rebosa de imaginación, alegría y diversión. Me he reído y emocionado en la película. A partes iguales.

Y me encantó también la fantasía e imaginación que le echaron al guión. Se ve que dijeron, ¡tiene que ser verosímil! Y algún iluminado les dijo: ¿verosímil? ¡cuatro animales que hablan y se escapan de un zoo en Nueva York tiene que ser verosímil! Y así han construido una obra alucinante, llena de sorpresas, de ilusión, de sonrisas, de camaradería y también de llanto. Hemos salido mi hija y yo encantados. Nos lo hemos pasado estupendamente.

Otros grandes personajes nuevos que han incorporado y que tienen una personalidad que ya veremos como avanza, son la foca maestra de ceremonias del circo, la leopardo amaestrada y sobre todo el tigre que tiene un papel fundamental en la historia con un flashback o retorno al pasado bello y emocionante. También el Rey Julian vive su aventura romántica y de amor con un montón de atractivos.

Madagascar 3 es la maduración de un cine para niños con guiños para adultos que está empezando a converger para convertirse en cine clásico con aventuras atemporales, apasionadas, llenas de humor y con entretenimiento garantizado. Nos quedamos a la espera de ver Brave para ver cómo espabila Pixar porque las últimas obras de Dreamworks están sorprendiéndonos a todos por su capacidad para entretener y hacernos soñar.

En Peques y Más | Madagascar 3 en el verano 2012

Deja un comentario

Ordenar por:

0 comentario