Síguenos

Luces de gominola para el árbol de Navidad

Os he traído una idea muy bonita para ‘iluminar’ vuestro árbol de Navidad: con estas guirnaldas de ‘luces’ dulces no os tenéis que preocupar por si los niños se queman ni arriesgaros a que manipulen sin daros cuenta enchufes o cables.

Le tengo que dar las gracias a Pamela (Unodedos), nuestra compañera de Directo al Paladar, por este fantástico post, en el que detalla todo el proceso para fabricar las luces más deseadas por los niños.

Los papás van a necesitar la ayuda de los niños, y los más peques la guía de los mayores, y en algún momento del proceso será necesario tener mucho cuidado para que no se lastimen.

¿Qué necesitamos?

  • Caramelos de goma verdes, m&m’s de diferentes colores, un cuchillo, un mechero, hilo rojo, aguja, dedal.

¿Cómo hacemos nuestras luces dulces?

Según nos señala Unodedos, es importante asegurarnos de que tenemos todos los elementos dispuestos para evitar tener que levantarnos de la mesa de trabajo, e interrumpir nuestra actividad.

En primer lugar se cortan los caramelos de goma por la mitad (deben quedar tantas piezas como luces necesitemos), formaran los capuchones de las ‘bombillas’. Después escogemos ‘m&m’s con colores similares a los de las luces que brillan en los árboles navideños que estamos acostumbrados a ver.

El mechero lo vamos a utilizar sólo los mayores, y lo haremos para calentar la zona cortada del caramelo, a fin de que reblandezca el azúcar y sea más fácil pegar el ‘m&m’s’ correspondiente.

Finalmente prepararemos hilo, aguja y dedal y vamos formar nuestra guirnalda ensartando las bombillas por los capuchones (es mejor anudar cerca de la aguja y no cortar el hilo del carrete hasta que no acabemos). Cuando lo tengamos listo ya podemos decorar nuestro árbol, quedará espectacular (no olvidéis hacer una foto porque dudo que dure todas las fiestas).

La dificultad es baja, y yo personalmente establecería en 60 minutos el tiempo de realización (tengamos en cuenta los ritmos de los niños, las riñas entre hermanos ‘¡he visto que te has comido uno! y las interrupciones para ir a la cocina a beber agua).

Si optáis por utilizar otro tipo de caramelos, recordad que no es necesario que sean de ‘marca’ pero sí que sean ‘seguros’ (origen fiable, ingredientes claros y establecimiento de confianza). Aunque la verdad es que los emamens reúnen las condiciones para convertirse en pequeñas bombillas brillantes de los más apetecible.

Ahora mismo estoy enseñando las imágenes de Unodedos a mi hijo mayor y está encantado con la propuesta. Aunque según él esta idea tiene sus inconvenientes porque cuando la mamá o la papá salgan del salón para calentar la cena o recoger la ropa, los peques aprovecharían para comerse las ‘dulces’, y se tendría que repetir todo el proceso.

Así que cuidado porque esta guirnalda no puede provocar descargas eléctricas, pero quizás si alguna indigestión… ponedla alta en el árbol y racionad el consumo de dulces en Navidad.

Vía | Directo al Paladar
En Directo al Paladar | Cómo decorar tu árbol de Navidad con luces de gominola
En Peques y Más | Montar el árbol de Navidad y el Belén es especial, Sorprende a los niños con este postre navideño en forma de muñeco de nieve

Deja un comentario

Ordenar por:

0 comentario